Sole Carrizo diput

El proyecto propone la modificación de la ley de contrato de trabajo, la ley de convenciones colectivas, y el régimen laboral del sector público para garantizar ambientes laborales libres de violencia.



En 2021, Argentina aprobo el convenio c190 de la OIT sobre violencia laboral, asumiendo el compromiso de readecuar su ordenamiento jurídico para asegurar la protección y erradicación  de toda forma de violencia laboral, es por eso que el proyecto propone la modificación de la ley de contrato de trabajo, la ley de convenciones colectivas, y el régimen laboral del sector público para garantizar ambientes laborales libres de violencia. 
“Eliminar la violencia laboral es una obligación de nuestro país, una deuda de nuestro Congreso y un trabajo que debemos hacer en conjunto”, expresó Carrizo al respecto, a lo que agrego, “la violencia laboral es una forma de abuso de poder que a través de una agresión física, psicología, sexual y económica, excluyen y someten a un trabajador proyectando sus consecuencias a su vida privada, familiar y sus relaciones sociales”.


“Invisibilizarlas, esconderlas, no sancionarlas ni eliminarlas normaliza la generación de patrones de dominación y discriminación que invalidan a los trabajadores víctimas provocando una disminución de su capacidad laboral y productiva y afectan su dignidad”, sentencio la legisladora cordobesa.


El proyecto de ley, aborda la violencia laboral desde 3 ópticas: disposiciones generales para todo vínculo laboral, disposiciones específicas para relaciones de trabajo correspondientes al sector privado, y regulación para relaciones de trabajo del ámbito público, dirigido a un amplio universo de actores como pasantes, en proceso de búsqueda laboral, en situación de registración, bajo formas irregulares de contratación y sin importar la naturaleza del vínculo.

comportamientos deben evaluarse, incluyendo todos los ámbitos de desenvolvimiento de los trabajadores, incluso nuevas formas de relacionamiento o desarrollo de las tareas laborales como el trabajo remoto y por redes”, agregó la diputada.

Aspectos que incluye el proyecto de Ley:


Para atender a la VIOLENCIA LABORAL EN RELACIONES LABORALES CORRESPONDIENTES AL AMBITO PRIVADO el proyecto contempla propuestas modificatorias del articulado de la ley N° 20.744 de Contrato de Trabajo y la ley N°14.250 de las Convenciones Colectivas de Trabajo, incluyendo específicamente:




El deber los empleadores de promover ambientes de trabajo libres de violencia, y de adoptar todas las medidas necesarias para su prevención, sanción y eliminación.  

- La obligación de sancionar cualquier comportamiento violento sobre cualquier trabajador y de establecer protocolos de prevención y sanción contra actos de violencia laboral.

La responsabilidad del trabajador por sus comportamientos violentos

- La inclusión de licencias especiales por violencia laboral y violencia de género.

- Que en los procesos de formulación de las convenciones colectivas se garantice la igualdad de género y medidas de prevención, sanción y eliminación de violencia labor. 

En cuanto a la VIOLENCIA LABORAL EN LAS RELACIONES LABORALES CORRESPONDIENTES AL AMBITO PúBLICO la iniciativa incluye a todos los trabajadores que se desempeñen en cualquiera de los poderes del estado nacional, el Ministerio Público y todos los sujetos en todos sus niveles, en forma permanente o transitoria, con independencia de su situación de revista, cargo, función, modalidad de contratación o antigüedad, estableciendo un marco regulatorio general de pautas, principios y reglas mínimas que cada organismo público deba aplicar internamente, poniendo a cargo de la autoridad de aplicación:

- Establecer un régimen de licencias especiales para los trabajadores víctimas de violencia laboral.

- Establecer un cronograma de readecuación de regímenes disciplinarios internos de cada organismo del estado nacional conforme la presente ley.

Relevar y difundir de manera periódica y actualizada información estadística sobre violencia laboral en el sector público nacional.

Como corolario de esto, se incorporan adicionalmente 3 cuestiones:

- La posibilidad de que el trabajador víctima de violencia pueda solicitar cambio en la forma y modalidad de la prestación del trabajo de manera transitoria.

- La inclusión expresa de la violencia laboral objetiva como un reclamo histórico de asociaciones sindicales y trabajadores de los poderes del estado responsables de tareas fiscales, de control, denuncia, aplicación y ejecución vinculadas a la lucha contra la corrupción, la transparencia, la eficiencia de servicios públicos.

- La obligación de todo superior jerárquico que haya conocido una situación de violencia laboral por parte de una persona que se desempeñe a su cargo de denunciar internamente la situación y de adoptar las medidas a su alcance.

- El derecho de todos los trabajadores de ser informados del alcance de la ley, las formas de denuncia y las herramientas de asistencia con que cuenta

COMENTARIOS

No han dejado comentarios

Escriba su comentario

Nombre (*)
Email (*) (no será publicado)
Mensaje (*)



Código de Validación
(*) Datos obligatorios